Con el objetivo de mejorar cualquier instalación acuática y facilitar su uso, queremos hablarte de los equipos de natación contracorriente. Una buena manera de practicar ejercicio en la piscina. Esto se debe a que, mediante este tipo de equipación, se crea una corriente de agua que permite nadar sin moverse del sitio.

Su funcionamiento es muy sencillo ya que simplemente ejerce resistencia al usuario dentro del agua, impidiéndole el avance. Con esto se consiguen dos cosas: hacer ejercicio y perfeccionar la práctica de la natación.

Además, su instalación no presenta complicaciones. Eso sí, es preferible hacerla en el momento en que se está construyendo la piscina ya que, de esta manera, se puede incrustar el equipo en una de las paredes de la misma. Pero, si la tuya ya está construida y quieres instalar el equipo de natación contracorriente posteriormente, tienes la posibilidad de hacerlo a través de los llamados equipos mochila que incluyen igualmente el mismo sistema de funcionamiento y que simplemente se adaptan a la estructura de la piscina.

En Poolplay trabajamos principalmente con sistemas que se pueden colocar en cualquier instalación y que te permite practicar fitness, natación o simplemente disfrutar de un relajante baño con burbujas. Además, puedes completar este sistema con la iluminación led que hará el ambiente más relajado a la hora de tomar el baño.

Con el sistema de arranque neumático se garantiza la total separación eléctrica entre el agua de la piscina y la bomba. Incluye cuadro de maniobras con interruptor neumático de arranque y paro. Pero, como siempre, lo mejor es dejarte aconsejar por profesionales. Consúltanos y estudiaremos tu caso para ofrecerte una solución a medida que se adapte a tus necesidades. Recuerda que no sólo somos especialistas en el mantenimiento y reforma de piscinas, sino que también somos líderes en el sector de la construcción de piscinas en Valencia.